El Virus de Papiloma Humano (VPH) es la enfermedad de transmisión sexual más común en todo el mundo, 660 millones de personas lo presentan; causa infección en casi todos los hombres y mujeres, en algún momento de sus vidas.

En diversos estudios se ha descrito que el VPH puede ser causante de algunos tipos de cáncer en la mujer y en el hombre, 99.7% de los casos de cáncer cérvicouterino se deben al VPH y específicamente los tipos 16 y 18 son los responsables del 70% de los casos, también puede causar cáncer anal en 90 %, de vagina 70%, de vulva 60% y orofaríngeo 73%. La incidencia de estos cánceres ha ido en aumento en los últimos años.

En el estudio “La Vacuna contra el VPH y su potencial prevención de cánceres asociados a VPH en Hombres y Mujeres” de la Dra. Maura Gillson, médico oncólogo y epidemiólogo de la Universidad del Estado de Ohio en Estados Unidos, dio a conocer los primeros resultados que destacan el aumento de jóvenes con cáncer de cabeza y cuello sin antecedentes de tabaquismo o por consumo de alcohol en exceso, ambos son factores principales de riesgo para estos padecimientos.

De acuerdo con las cifras que Gillson presentó en octubre de 2014 en la reunión anual de Science Writers, en el periodo de 1984 a 1989, el 16% de los casos de cáncer orofaríngeo dio positivo para VPH. Para el 2005 esta cifra se disparó a 73%. En la reunión anual de Science Writers, Gillson proyectó que para el 2020 estos tipos de cáncer serán superiores a los del cáncer cervical, de esta manera se trasladará la carga de los cánceres asociados al VPH de mujeres a hombres.

Preocupados por estas cifras, los expertos en varias latitudes del mundo han hecho una clara recomendación a que los esfuerzos de vacunación contra VPH se enfoquen también en hombres y no sólo en mujeres, como en la generalidad ha sucedido hasta ahora.

México no se ha quedado atrás en abordar esta problemática.

Será de gran importancia incorporar a los varones a las campañas de vacunación de VPH, a quienes se puede aplicar la vacuna tetravalente, que actualmente es la única indicada en hombres y mujeres.

Además de proteger contra el desarrollo de cáncer cérvicouterino asociado a VPH, también protege contra cáncer anal, vulvar, vaginal y verrugas genitales; en los varones cáncer anal y verrugas genitales. Al incrementar la vacunación en varones se previenen la transmisión del virus a su(s) parejas y por ende las enfermedades asociadas al VPH, evitando el contagio de virus de alto riesgo como los tipos 16 y 18, así como el tipo 6 y 11 que son los que causan las verrugas genitales en el 90% de los casos, así como las probabilidades de desarrollar alguno de los diferentes cánceres.

Ahora se conoce que las verrugas genitales pueden estar asociadas a virus de alto riesgo, principalmente el tipo 16 en un 20% a 40% de los casos.

El VPH es un virus que se contagia fácilmente a través del contacto sexual, o también en relaciones sexuales orales, vaginales o anales con una pareja infectada con el virus del papiloma humano y si bien el uso del preservativo reduce el riesgo de 65% a 85% de transmisión, no lo elimina por completo.

Lo anterior plantea la importancia de bajar la carga de la enfermedad mediante la prevención primaria, siendo el uso de las vacunas la herramienta disponible hoy en día para lograrlo con éxito.

es

WordPress的

分享

我们是一个系统的工作,以提高网站的质量,并通过检查文章,新闻和质量奖励活跃用户,非常感谢您改善 Business Monkey News!

如果该项目是错误的,这错译或丢失的信息,您可以编辑它,通知评论(我们将更正),也可以 查看原文章在这里: (原语言条)

这些变化将在2小时内进行更新。

编辑故事