Bitcoin
Copia de un bitcoin sobre una placa base de un PC. REUTERS

Wall Street denuncia ante el supervisor el riesgo de los futuros sobre bitcoins

Denuncia que el sistema no está preparado para un activo tan volátil y opaco

La moneda se dispara hasta 14.000 dólares tras tocar 9.000 la semana pasada

Aunque la magnitud de las oscilaciones del bitcoin sea prácticamente desconocida en el ya de por sí inestable mundo financiero, la secuencia es habitual; las subidas de precio no disuaden a los potenciales compradores, sino que los atraen, convencidos de que a estas subidas les sucederán nuevas ganancias, con algún susto de por medio. El bitcoin cayó un 20% en una hora la semana pasada, hasta 9.000 dólares. Se recuperó y ayer superó los 12.000 por primera vez. Hoy está por encima de los 14.000. Arrancó el año en 1.000.

Normal, en este contexto, que cada vez más inversores particulares e incluso fondo de inversión se interesen por la criptodivisa, que hoy por hoy solo se puede comprar en casas especializadas en Bitcoins. Hasta este domingo. El mercado de Chicago Cboe, especializado en opciones y futuros financieros, dará luz verde al primer futuro sobre bitcoin. Una semana más tarde el bitcoin llegará a la Chicago Mercantile Exchange (primer mercado de materias primas del mundo) y el año que viene al Nasdaq, una vez que el supervisor del mercado de derivados, CFTC, ha aprobado el lanzamiento de estos contratos.

Los futuros sobre bitcoin permitirán que fondos e inversores de perfil tradicional se suban al tsunami de las criptomonedas. Pero no todo el mundo comparte el entusiasmo. La Asociación de la Industria de Futuros, лобби en el que están muchos de los grandes bancos de Wall Street, han enviado una carta a la CFTC con sus numerosas reservas sobre el lanzamiento de estos derivados.

Estos bancos critican el proceso de aprobación de estos derivados, basado en un régimen acelerado de auto-certificación mediante el que las propias Bolsas garantizan el cumplimiento de la normativa. “Este régimen no encaja con los riesgos asociados a la contratación de estos productos”, aseguran en la carta, en la que solicitan un proceso de aprobación más intensivo. La elevada volatilidad del bitcoin y el riesgo de manipulación o inexactitud de los precios, fraude o problemas operativos en este activo de referencia son los argumentos para solicitar una revisión del proceso.

Estas entidades temen acabar soportando el elevado riesgo asociado a la divisa. Cuando un inversor compra un futuro sobre el S&P 500, está obligado a cubrir parte de su posición en caso de que su apuesta resulte fallida. Pero es la cámara de compensación la que asume el riesgo: si un operador quiebra, la cámara de compensación cubre su apuesta ante el resto, para evitar operaciones fallidas. Estas cámaras están fundadas por los propios bancos de inversión.

El riesgo en el bitcoin es que la extraña naturaleza del activo y su disparatada volatilidad multiplique los riesgos, afectando incluso a la estabilidad del sistema financiero. Han solicitado más discusión sobre los márgenes de cobertura, límites en la negociación y posibles tests de estrés. El bitcoin ha operado hasta ahora al margen del sistema financiero, cotizando solo en plataformas online especializadas. De hecho el objetivo de sus creadores era lanzar una moneda mundial que pudiese puentear a la banca, si bien hoy por hoy su comportamiento es el de un activo financiero.

Su alza sostenida de precios se basa en el interés que despierta su tecnología, el blockchain, que ha dado lugar a una pléyade de empresas que trabaja con este sistema descentralizado de encriptación y distribución de datos. Como la oferta de bitcoins está sellada a cal y canto (se emiten un número predeterminado cada año), la mayor demanda se traslada directamente al precio. Un gran número de economistas y banqueros ha señalado que el bitcoin es una burbuja financiera de manual.

Pero el interés del público puede siempre más que las llamadas a la prudencia, y existen gestores de fondos (que legalmente no pueden comprar bitcoins) están ávidos por poder operar con sus futuros.

Aunque una сумка ofrezca futuros sobre bitcoin, es necesario una cámara de compensación con la que trabajar. Según FT, varias de las principales firmas del sector rechazan asumir el riesgo de operar con criptodivisas, aunque alguna de menor tamaño sí acepta esta operativa.

es

WordPress

ПОДЕЛИТЬСЯ

Мы работаем над системой, чтобы улучшить качество сайта и наградить активных пользователей по проверке статьи, новости и качества, Благодарим Вас за улучшение Business Monkey News!

Если элемент неправильно, это неправильно переводил или отсутствует информация, вы можете изменить его, уведомит комментарий (мы исправим), или вы можете Посмотреть оригинал статьи здесь: (Статья на языке оригинала)

Изменения будут обновлены в течение 2 часов.

править История