Paraguas con logo de PRI

CIUDAD DE MÉXICO (Sputnik) — Una reforma constitucional para eliminar los fondos públicos a los partidos y suprimir la representación proporcional en el Congreso favorecería al gobernante Partido Revolucionario Institucional (PRI), dijo a Sputnik José Antonio Crespo, académico Centro de Investigación y Docencia Económica (CIDE).

“Un sistema basado en fondos privados anularía la autonomía de los partidos políticos, y el beneficiario de suprimir una representación proporcional en el Congreso, que distorsiona mucho a favor del más grande, sería el partido gobernante que hizo la propuesta”, dijo Crespo, autor del libro “Jaque al Rey”.

Una ola de descontento ciudadano por la reacción gubernamental ante desastres naturales como sismos y huracanes, orilló a los partidos políticos a una disputa política para eliminar entre 1.000 millones de dólares de fondos públicos para las campañas, como propone la oposición, y hasta 1.400 millones de dólares a los partidos que propone el PRI.

“El PRI lograría el predominio en el Congreso y la vida pública al quitar todo el financiamiento a los partidos”, advirtió el autor de una docena de libros sobre el sistema político mexicano.

Otra consecuencia negativa es que “la iniciativa privada, e incluso el dinero proveniente del crimen organizado, se apropiaría del control de los partidos políticos y de las campañas electorales”, alertó Crespo.

Una reforma que eleve al 100% el origen privado de los fondos de los partidos, desde el 10% actualmente permitido, “terminaría con la pérdida de la autonomía de las fuerzas políticas”.

La lógica de las contribuciones con dinero privado, que no sea sucio, es que “se ofrece siempre condicionado”, lo cual aumenta el potencial de los conflictos de intereses que las recientes leyes anticorrupción intentan evitar.

Una reforma constitucional para anular los fondos públicos “legalizaría el condicionamiento de contratos, los favores de los funcionarios del Gobierno a cambio de prebendas, con lo cual se acaba la autonomía política de los funcionarios públicos”, dice el investigador.

Dinero envenado

Una iniciativa prudente consiste en el financiamiento equitativo, de 50% con fondos públicos y otro 50% de fondos privados, explicó Crespo.

“Pero las fuerzas políticas en el Congreso no las han querido aprobar”, lamentó.

El PRI reaccionó rápidamente a la primera propuesta del pluralista Frente Ciudadano por México (FCM, centro) y aumentó la apuesta que comenzó con una propuesta similar del carismático líder izquierdista Andrés Manuel López Obrador, aspirante por tercera vez a la Presidencia.

Finalmente, los fondos del presupuesto federal que sean suprimidos, serán administrados por el Gobierno federal y los gobiernos de los 32 estados.

El investigador estima que esa sería una ventaja adicional para el PRI, que controla el poder Ejecutivo y la mayoría de los gobiernos provinciales.

Lea también:Ciudad de México reconstruirá 500 edificios por ser inhabitables tras sismo

“Me extraña que el FCM se haya ido por ese camino, sin medir que favorece al partido gobernante”, acotó.

La izquierda, puntualizó Crespo, tampoco calcula que un sistema basado el dinero privado, “el más beneficiado también sería el PRI y el opositor Acción Nacional (PAN, centroderecha), porque los empresarios coinciden más con sus plataformas políticas”.

Sobrerrepresentación

El PRI propuso reducir de 500 actuales a 300 los diputados del Congreso (uno por cada una de las 300 circunscripciones electorales), y acotar el Senado de 128 curules actuales a 64, dos senadores electos en forma directa en los 32 estados de la república mexicana.

“Los sistemas de mayoría simple como los que existen en EEUU y el Reino Unido, con todos los asientos legislativos ganados por mayoría (en sus distritos), genera una gran sobrerrepresentación de los partidos más grandes”, en contra de la oposición, acotó el experto en política.

La fórmula actual ya le permite al PRI una sobrerrepresentación de un 8%, arriba de su umbral de votación proporcional, añade el investigador.

Con los resultados de 2015, “la reforma del PRI le daría casi 60% del Congreso, con el mismo 36% logrado hace dos años”, junto con los aliados del oficialismo.

“Un sistema parlamentario como los que existen en Alemania y otros países de Europa o India son más equitativos”, comparó.

Una reacción populista

Ante la crisis de los sismos, la inconformidad de la sociedad civil precipitó a la oposición a plantear la utilización del financiamiento público a los partidos para la reconstrucción.

“La reforma debería conducir a que se mejoren las reglas, pero los partidos han reaccionado con demagogia y populismo”, sentenció.

Según Crespo, “la gente no conoce las fórmulas electorales y le parece bien que le quiten todo el dinero público a los partidos, pero no mide las consecuencias”, concluyó.

Las elecciones generales de julio de 2018 renovarán el Congreso una tercera parte de los gobiernos estatales y la presidencia de la República.

es

WordPress

COMPARTIR

Estamos trabajando en un sistema para mejorar la calidad del sitio web y en recompensar a los usuarios activos por verificar articulos, noticias y su calidad, ¡Gracias por mejorar Business Monkey News!

Si el artículo es erróneo, esta mal traducido o falta información, puedes editarlo, notificarnos con un comentario (nosotros lo corregiremos) o puedes ver el artículo original aquí: (Artículo en el idioma original)

Los cambios realizados se actualizarán en 2 Horas.

Modificar artículo