El video tuvo un fuerte impacto mediático. No es usual que un pasajero se comporte de una manera tan salvaje, menos en un país como Japón.

La semana pasada, un hombre pateó repetidas veces el asiento de un taxista en la ciudad de Sapporo obligándolo a detenerse. Después pateó la puerta de su lado y se fue sin pagar la tarifa de 990 yenes (8,74 dólares). Ahí no quedó todo, pues mientras el taxista se alejaba, el sujeto arrojó su celular contra el coche.

El hombre es abogado, según Tokyo Reporter, y su caso ha sido trasladado a la fiscalía por la policía de la prefectura de Hokkaido bajo el cargo de daño a la propiedad.

La compañía propietaria del taxi estimó en 140.000 yenes (1.236 dólares) el monto de los daños causados al vehículo.

Un representante de la firma donde trabaja el sujeto dijo que tomarán “medidas estrictas de acuerdo con la ley”. (International Press)

es

قالب وردپرس

SHARE

We are working to improve the quality of the website and reward active members, Thank you!

If the article is wrong or missing information, you can edit, notify a comment or you can see the original here:

Thank you for improving Business Monkey News!

edit Story